El país del hielo

El país del hielo

- Libro 3

· · ·
Cuando Oddo vio al joven esclavo de Grimmr comer las semillas que había dejado para nutrir a los pájaros, creyó que aquel muchacho estaba condenadamente ido. Mas la prudencia y sabiduría de Thora le persuadieron de algo distinto: el pobre desdichado comía las semillas a raíz del apetito que sufría. Compadecida de la mala fortuna del chaval, poquitos días después Thora se aproximará con precaución hacia él con la intención de llevarle algo de comida y ropa de abrigo. De esta manera descubrirá su nombre, Dúngal Mac Flainn, aparte de la trágica forma en que había sido arrancado de entre los suyos para servir como esclavo en las heladas tierras vikingas. Conmovida por su relato, Thora trabará amistad con Dúngal y se erigirá en cómplice de sus planes de fuga, hasta el punto de implicar al hechicero Oddo y a su perra Pilosa, en un agobiado intento por devolver a su tierra al extraño pelirrojo. Empezarán de esta forma una increíble aventura que les va a llevar, mar adentro, cara las lejanas costas de Ériu, el nombre vikingo por el que se conoce a Irlanda. Y en este viaje infestado de contrariedades y riesgos desconocidos van a llegar al temible país del hielo y del fuego, donde van a caer en las redes de esclavistas sin escrúpulos. Un genuino reto y una prueba definitiva para las mágicas habilidades de Oddo y el proverbial los pies en el suelo de Thora. Thora, haciendo oídos suecos a los lamentos quejicos de su amigo Oddo, había decidido asistir a escapar al joven esclavo Dúngal. Ya no habría marcha atrás. Navegarían desde las mágicas tierras vikingas hasta la lejana Irlanda, sitio de origen del pobre condenado. Acompañados por Pilosa, y a bordo de una débil embarcación, los 3 muchachos se van a abrir camino por un mar abravecido, combatiendo contra los elementos y zozobrando en su aventura en una extraña y enigmática tierra hecha de fuego y hielo.
Estamos enviando el reporte, aguarda un momento.
Hemos recibido el reporte
Intenta descargarlo nuevamente dentro de unas horas

Gracias por tu colaboracion
Debes esperar un momento para poder enviar otro reporte.