Tolkien, biografía

Tolkien, biografía

· · ·
Hay poquísimos escritores que puedan demandar para sí la popularidad y el interés que ha provocado la figura de John Ronald Reuel Tolkien (mil ochocientos noventa y dos-mil novecientos setenta y tres). Sus festejadas novelas han vendido más de ciento sesenta millones de ejemplares y son, en una gran parte, responsables de la creación del género de la literatura fabulosa. Ahora, el insigne biógrafo Michael White vuelve la vista sobre la poco famosa vida de uno de los escritores más conocidos del planeta. White describe, detalladamente, los años de la niñez de Tolkien en Suráfrica y West Midlans, la trágica y temprana muerte de sus progenitores, el comienzo de su relación con Edith Brett, sus años como universitario en Oxford, su amistad con C. S. Lewis y la fundación del conjunto The Inklings. En algún instante en torno a I930, el excéntrico maestro Tolkien, que en la mitad de sus clases en ocasiones comenzaba a contar historias de elfos y otros seres mágicos, estaba corrigiendo exámenes y se moría de hastío. Fue entonces cuando apreció un orificio en la alfombra y escribió en una página en blanco: «En un orificio en la tierra vivía un hobbit». Tolkien no sabía qué era un hobbit, mas su imaginación se lo fue diciendo: una suerte de duende con enormes y pilosos pies, apasionado por el alimento y la bebida y que fuma una pequeña pipa. «Yo mismo soy un hobbit», pensó Tolkien, y comenzó a redactar. Este fue el comienzo de un cosmos ubicado en un continente imaginario, la Tierra Media, que revolucionó por siempre el género de la literatura fabulosa. Si bien ciertos críticos tildaron la obra a mediados de los años cincuenta como «una mezcla entre Richard Wagner y el oso Winnie the Pooh», la verdad es que en los sesenta tanto El hobbit como El Señor de los Anillos se transformaron en la biblia de los hippies y en el símbolo de la cultura opción alternativa. Lo único que compartían Tolkien, un hombre de firmes convicciones religiosas, y sus pintorescos entusiastas era la idea de que, seguramente, la Tierra Media, pese a las fuerzas malignas, era un planeta mejor. Michael White cuenta que la consecuencia de ello fue un alud de beneficios económicos y dé innumerables llamadas telefónicas de sus obsesivos seguidores día y noche. Y explica por qué razón aun tras la muerte de su autor en mil novecientos setenta y tres su legado ha ido medrando transcurrido el tiempo. Tolkien es la alucinante historia del hombre que creó El hobbit y se transformó en uno de los grandes autores de la literatura moderna.
Estamos enviando el reporte, aguarda un momento.
Hemos recibido el reporte
Intenta descargarlo nuevamente dentro de unas horas

Gracias por tu colaboracion
Debes esperar un momento para poder enviar otro reporte.